Saltar al contenido principal
Bandera de los EE. UU.

Un sitio web oficial del gobierno de los Estados Unidos

Cómo Tory Johnson, de ABC, se convirtió en una mujer más saludable

1 de junio de 2015

Nota del editor: esta entrada de blog es un cruce de información con Everyday Health. La fecha de publicación original fue el 8 de mayo de 2015. Lee la publicación original.

Tory JohnsonHan pasado tres años desde la conversación que cambió mi vida.

Mi jefe de ABC News me dijo que debía "perder peso o perdería mi trabajo". Bueno, no dijo eso, pero pensé que fue lo que quiso decir cuando me dijo que mi ropa no me quedaba bien y que quería enviarme a un estilista.

Malinterpreté completamente lo que quiso decir, y me alegro por eso. Me forzó a enfrentarme al demonio que me había atormentado desde siempre. Tenía sobrepeso y me sentí infeliz por eso durante mucho tiempo. Además, era un mal modelo para mis hijos y no había visitado al médico por más de 10 años. Esa conversación me ayudó a darme cuenta de que necesitaba hacer un cambio para siempre.

Para hacer un verdadero cambio, sabía que tendría que adoptar un enfoque diferente. Basta de dietas engañosas y soluciones a corto plazo. Ese tipo de cosas nunca funcionaron para mí antes. Necesitaba un plan para siempre. Podría parecer simple y obvio, pero mi mantra empezó a ser: "Comer menos, tomar decisiones más inteligentes y moverse más". Son los cambios manejables en el estilo de vida como estos los que tienen efectos a largo plazo, porque realmente puedes seguirlos al pie de la letra.

Sin duda no adelgacé de la noche a la mañana, pero fui notando resultados constantes. Bajé aproximadamente una libra en una semana. Sentí que iba muy lento, pero después de tan solo un año, ¡había bajado 62 libras! Y me siento muy bien.

Estoy más feliz y más saludable. Ya no me oculto cuando las personas sacan fotos. Puedo usar vestidos por primera vez en mi vida. Tengo más energía. Duermo mejor. Ya no pongo excusas ni vivo en un cuerpo que odio.

Bajar de peso me permitió tener el coraje de visitar al médico de nuevo. Me hice un examen físico completo y una mamografía, y me alegra mucho contar que tengo un certificado de buena salud. ¡Por suerte! Estaba aterrorizada.

Ahora que lo pienso, no puedo creer por qué esperé tanto para ir al médico. Tuve suerte de no tener ningún problema de salud. Les recomiendo que no hagan lo que hice. Aprovechen la atención preventiva que tienen a su disposición. El conocimiento es poder. No vale la pena esperar hasta que algo no esté bien para hacerte los chequeos.

Consejos para priorizar la salud de la mujer hoy mismo

Puedes empezar a priorizar tu salud a partir de hoy. Sé que para cada una de ustedes esto tiene un significado diferente, pero para mí significa ser honesta conmigo misma y reconocer aquellas cosas que sí puedo cambiar. Hace dos años, se trataba más de ser honesta conmigo misma sobre por qué necesitaba adoptar un enfoque diferente para mi salud, y en el proceso aprendí lo siguiente:

  • Saca la "dieta" de tu mentalidad. Considero que las dietas son una pausa temporal del mal comportamiento. No debería haber fecha de finalización, especialmente si quieres mantener un peso saludable. Me veo como una obra en progreso. Todavía sigo bajando de peso. Estoy en un proyecto de por vida.
  • Muévete. No tienes que correr tres millas en una cinta esta noche, solo empieza a moverte más de lo habitual. Comienza de a poco. Intenta caminar alrededor de la cuadra. Agrega un poco más de distancia todos los días. Mi objetivo es alcanzar al menos 10,000 pasos por día. Si quieres inspirarte más, puedes convertir ese objetivo en una competencia con amigos o miembros de tu familia.
  • Si te desvías de tu objetivo, retómalo de inmediato. Todos tenemos un desliz de vez en cuando, y está bien, pero procura retomar la senda cuanto antes. No tienes que esperar al día siguiente ni a la semana próxima. Es tan fácil decir: "Bueno, ya me comí una bolsa de papas fritas, podría desviarme hoy y retomar mañana". Entonces, ¿qué pasa mañana y el día después? Tendrás la misma actitud.
  • Lleva opciones saludables para comer entre comidas. No esperes a estar muerta de hambre para comer. Eso generalmente causa excesos. Lleva contigo opciones saludables para comer entre comidas durante el día. Los encurtidos de pepinillos, salsa y apio, y las semillas de calabaza son algunas de mis opciones favoritas.
  • Aplica una capa de pintura de uñas. Siempre que quería comer algo no saludable y de lo que me arrepentiría después, me pintaba las uñas con una base transparente. ¿Por qué? Porque no vas a buscar galletas en un recipiente con pintura fresca en las uñas. El tiempo en el que me pintaba las uñas generalmente me ayudaba a combatir el antojo.
  • Acepta que el cambio es difícil. Pero eso no significa que sea imposible. Solo requiere tiempo y mucho esfuerzo.

Sé que la gente siempre dice eso, pero en este caso es así: si yo lo puedo hacer, cualquiera puede.

Ese es el mensaje que quiero compartir esta Semana Nacional de la Salud de la Mujer. No quiero tener que hacer cambios radicales. Mírenme. Opté por hacer cambios simples y manejables en mi estilo de vida que, con el tiempo, fueron dando enormes resultados.

Tory Johnson es colaboradora semanal en Good Morning America de ABC, la autora N.º 1 en ventas de New York Times con su obra The Shift y disertante popular. Creó dos empresas para apoyar el avance profesional y la capacidad de emprendimiento de las mujeres. Después del temor a perder su trabajo si no bajaba de peso, Johnson bajó más de 60 libras en un año, y su misión es ayudar a otras a cambiar su mentalidad para vivir mejor. Ella también es esposa y mamá. Comunícate con ella directamente en www.toryjohnson.com y @ToryJohnson.