Síndrome de ovario poliquístico

El síndrome de ovario poliquístico (SOP) afecta a una de cada 10 mujeres en edad reproductiva. Las mujeres que sufren de SOP tienen un desequilibrio hormonal y problemas metabólicos que pueden afectar su salud y aspecto general. El SOP también es una causa común de infertilidad que se puede tratar.

Expandir todo
|
Cerrar todo

¿Qué es el síndrome de ovario poliquístico (SOP)?

El síndrome de (SOP), también conocido como síndrome ovárico poliquístico, es un problema de salud común causado por un desequilibrio de las hormonas reproductivas. Este desequilibrio hormonal genera problemas en los ovarios. Los ovarios son los encargados de producir los óvulos que se desprenden todos los meses como parte de un ciclo menstrual saludable. Si una mujer tiene SOP, el óvulo puede no desarrollarse o no desprenderse durante la ovulación como debería.

El SOP puede causar amenorrea o períodos menstruales irregulares. Los períodos irregulares pueden provocar:

  • Infertilidad (incapacidad de quedar embarazada). De hecho, el SOP es una de las causas más comunes de infertilidad femenina.
  • Desarrollo de quistes (pequeñas bolsas llenas de líquido) en los ovarios

¿Quién puede contraer SOP?

Entre el 5 % y el 10 % de las mujeres en edad reproductiva (entre 15 y 44 años) sufre de SOP.1 Generalmente, las mujeres descubren que tienen SOP en sus 20 y 30, cuando no pueden quedar embarazadas y consultan a su médico. Pero el SOP puede darse en cualquier edad posterior a la pubertad.2

Las mujeres de todas las razas y etnias están en riesgo de contraer SOP, pero el riesgo puede ser mayor en personas obesas o con antecedentes familiares (madre, hermana o tía).

¿Cuáles son los síntomas del SOP?

Entre los síntomas del SOP, se incluyen:

  • Ciclo menstrual irregular. Las mujeres con SOP pueden sufrir de amenorrea o tener menos períodos de lo normal (menos de ocho al año). También puede pasar que los períodos se den cada 21 días o incluso menos. Algunas mujeres con SOP tienen ausencia del período menstrual.
  • Mucho vello en el rostro, barbilla o partes del cuerpo en donde normalmente los hombres tienen vello. A este fenómeno se lo llama "hirsutismo" y afecta al 70 % de las mujeres con SOP.3
  • Acné en el rostro, pecho y parte superior de la espalda
  • Afinamiento capilar o caída del cabello; calvicie de patrón masculino
  • Aumento de peso o dificultad para bajar de peso
  • Oscurecimiento de la piel, particularmente en los pliegues del cuello, en la ingle y debajo de los senos
  • Papilomas cutáneos, que son pequeños bultos de piel en las axilas o en el área del cuello

¿Qué causa el SOP?

Se desconoce la causa exacta del SOP. La mayoría de los expertos consideran varios factores, incluyendo factores genéticos, como posibles causantes:

  • Niveles elevados de andrógenos. A los andrógenos se los suele conocer como "hormonas masculinas", a pesar de que todas las mujeres cargan una pequeña cantidad de ellas. Los andrógenos controlan el desarrollo de características masculinas, como la calvicie de patrón masculino. Las mujeres con SOP tienen más andrógenos que estrógenos. A los estrógenos también se los llama "hormonas femeninas". Los niveles de andrógeno más elevados de lo normal pueden evitar el desprendimiento de un óvulo de un ovario (ovulación) en cada ciclo menstrual y pueden causar un crecimiento excesivo de vello y acné, dos signos de SOP.
  • Niveles elevados de insulina. La insulina es una hormona que contribuye en el procesamiento de los alimentos hasta convertirlos en energía. La resistencia a la insulina se da cuando las células corporales no responden normalmente a la insulina. Como consecuencia, los niveles de insulina en sangre están más elevados de lo normal. Muchas mujeres con SOP sufren de resistencia a la insulina, especialmente aquellas obesas o con sobrepeso, hábitos alimenticios poco saludables, vida sedentaria y antecedentes familiares de diabetes (normalmente diabetes tipo 2). Con el paso del tiempo, la resistencia a la insulina puede desencadenar diabetes tipo 2.

¿Puedo quedar embarazada aun teniendo SOP?

Sí. Tener SOP no implica que no puedas quedar embarazada. El SOP es una de las causas más comunes de infertilidad en mujeres y puede ser tratada. En las mujeres con SOP, el desequilibrio hormonal interfiere con el crecimiento y desprendimiento de óvulos de los ovarios (ovulación). Si no ovulas, no puedes embarazarte.

Tu médico te puede comentar qué métodos contribuyen a la ovulación y cómo aumentar las posibilidades de quedar embarazada.

¿El SOP aumenta el riesgo de sufrir otros problemas de salud?

Sí, las investigaciones han establecido una relación entre el SOP y otros problemas de salud, incluyendo:

  • Diabetes. Más de la mitad de las mujeres con SOP tendrán diabetes o prediabetes (intolerancia a la glucosa) antes de los 40 años.4 Obtén más detalles sobre la diabetes en nuestra página sobre diabetes.
  • Hipertensión. Las mujeres con SOP son más propensas a tener hipertensión en comparación con las mujeres del mismo grupo etario que no sufren de SOP. La hipertensión es uno de los principales causantes de enfermedades cardíacas y accidentes cerebrovasculares. Obtén más información sobre enfermedades cardíacas y accidentes cerebrovasculares.
  • Colesterol malo. Las mujeres con SOP normalmente tienen niveles elevados de colesterol LDL (malo) y niveles bajos de colesterol HDL. El colesterol alto aumenta el riesgo de enfermedades cardíacas y accidentes cerebrovasculares.
  • Apnea del sueño. Son pausas momentáneas y recurrentes en la respiración que interrumpen el sueño. Muchas mujeres con SOP tienen sobrepeso o son obesas, posibles causantes de la apnea del sueño. La apnea del sueño aumenta el riesgo de enfermedades cardíacas y diabetes.
  • Depresión y ansiedad. La depresión y la ansiedad son comunes en mujeres con SOP.
  • Cáncer endometrial. Los problemas con la ovulación, obesidad, resistencia a la insulina y diabetes (todos habituales en mujeres con SOP) aumentan el riesgo de desarrollar cáncer de endometrio (la capa que recubre el interior del útero o matriz).

Los síntomas del SOP, ¿desaparecerán al alcanzar la menopausia?

Sí y no. El SOP afecta a muchos sistemas corporales. Muchas mujeres con SOP notan que su ciclo menstrual se regulariza a medida que se acercan a la menopausia. Sin embargo, el desequilibrio hormonal a causa del SOP no mejora con la edad, por lo cual pueden seguir teniendo síntomas de SOP.

Además, el riesgo de problemas de salud relacionados con el SOP, como la diabetes, accidentes cerebrovasculares y ataques cardíacos, aumentan con la edad. Estos riesgos pueden ser aun mayores en mujeres con SOP en comparación con aquellas mujeres que no padecen esta condición.

¿Cómo se diagnostica el SOP?

No existe una única prueba para diagnosticar SOP. Para poder diagnosticar SOP y descartar otras causas de tus síntomas, el médico puede hacer preguntas sobre tus antecedentes médicos y llevar a cabo un examen físico y otras pruebas:

  • Examen físico. El médico te tomará la presión arterial, el índice de masa corporal (IMC) y la medida de la cintura. También te observará la piel en busca de vello excesivo en el rostro, pecho o espalda, acné o decoloración de la piel. Además, puede examinarte en busca de caída del cabello o signos de otras condiciones de salud (como glándula tiroides agrandada).
  • Examen pélvico. El médico puede llevar a cabo un examen pélvico para detectar signos de hormonas masculinas adicionales (por ejemplo, clítoris agrandado) y controlar si los ovarios han tomado un tamaño más grande de lo normal o están inflamados.
  • Ultrasonido pélvico (sonograma). Esta prueba utiliza ondas sonoras para examinar los ovarios en busca de quistes y controlar el endometrio (la capa que recubre las paredes interiores del útero o matriz).
  • Análisis de sangre. Los análisis de sangre sirven para realizar un conteo de los niveles de andrógeno, a veces conocido como "hormona masculina". El médico también buscará otros problemas de salud comunes relacionados con las hormonas que se pueden confundir con el SOP, como la enfermedad de la tiroides. El médico también puede controlar tus niveles de colesterol y hacerte pruebas para detectar o descartar diabetes.

Una vez que quedan descartadas las otras condiciones, se puede diagnosticar SOP si presentas al menos dos de los siguientes síntomas:5

  • Períodos irregulares, entre los que se incluyen períodos que se dan más a menudo de lo normal, demasiados espaciados o que directamente no se dan
  • Signos que indican niveles elevados de andrógenos:
    • Crecimiento excesivo de vello en el rostro, barbilla y cuerpo (hirsutismo)
    • Acné
    • Afinamiento capilar
  • Niveles de andrógenos más elevados de lo normal
  • Múltiples quistes en uno o ambos ovarios

¿Cómo se trata el SOP?

No hay cura para el SOP, pero puedes controlar sus síntomas. Tú y tu médico trabajarán juntos en un plan de tratamiento en base a tus síntomas, tus planes de maternidad y el riesgo que corres de contraer problemas de salud a largo plazo como diabetes y enfermedades cardíacas. Muchas mujeres necesitarán una combinación de tratamientos, incluyendo:

¿Qué medidas puedo tomar en casa para mejorar los síntomas de SOP?

Puedes tomar medidas en el hogar para combatir los síntomas de SOP, entre los cuales se incluye:

  • Bajar de peso. Los hábitos de alimentación saludable y la actividad física en forma periódica pueden contribuir a aliviar los síntomas relacionados con SOP. Bajar de peso puede ayudar a reducir los niveles de glucosa en sangre, mejorar la forma en la que el cuerpo utiliza la insulina y ayudar a que las hormonas alcancen niveles normales. Inclusive un 10 % de pérdida de peso (por ejemplo, una mujer que pesa 150 libras y que baje 15) puede ayudar a que el ciclo menstrual sea más regular y que tenga más posibilidades de quedar embarazada. 3 Obtén más información sobre aptitud física y nutrición.
  • Quitar el vello. Puedes probar con cremas depilatorias para el vello facial, remoción de vello con láser o electrólisis para eliminar el vello excesivo. Puedes conseguir cremas y productos depilatorios en farmacias. Los procedimientos de depilación como la eliminación de vellos con láser o electrólisis son llevados a cabo por médicos y probablemente los seguros de salud no cubran estos gastos.
  • Inhibir el crecimiento del vello. Existe un tratamiento para la piel con prescripción (crema de eflornitina HCI) que ayuda a demorar el crecimiento de vello nuevo en zonas no deseadas.

¿Qué tipos de medicamentos se emplean para el tratamiento del SOP?

Los tipos de medicamentos que se emplean para tratar el SOP y sus síntomas incluyen:

  • Anticonceptivos hormonales tales como la píldora, el parche, las inyecciones, el anillo vaginal y el dispositivo intrauterino hormonal (DIU). Para aquellas mujeres que no desean quedar embarazadas, los anticonceptivos hormonales pueden:
    • Regularizar el ciclo menstrual
    • Disminuir el riesgo de cáncer endometrial
    • Mejorar el acné y reducir el vello excesivo en el rostro y cuerpo (consulta a tu médico sobre anticonceptivos que contengan estrógeno y progesterona).
  • Medicamentos antiandrógenos. Estos medicamentos bloquean el efecto de los andrógenos y ayudan a reducir la caída del cabello, el crecimiento del vello facial y corporal y el acné. No están aprobados por la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) para el tratamiento de los síntomas del SOP. Estos medicamentos también pueden generar problemas durante el embarazo.
  • Metformina. La metformina se utiliza normalmente para tratar la diabetes tipo 2 y puede mejorar los síntomas del SOP en algunas mujeres. No está aprobada por la FDA para tratar los síntomas del SOP. La metformina optimiza la capacidad de la insulina para disminuir el azúcar en sangre y además puede reducir los niveles de insulina y andrógeno. Luego de varios meses de uso, la metformina puede ayudar a reactivar la ovulación, pero normalmente solo tiene un efecto mínimo en el acné y en el vello excesivo en el rostro o cuerpo. Estudios recientes demuestran que la metformina puede tener otros efectos positivos, como la disminución de la masa corporal y la optimización de los niveles de colesterol.

¿Cuáles son mis opciones de tratamiento del SOP si quiero quedar embarazada?

Cuentas con varias opciones para aumentar tus posibilidades de embarazarte aun teniendo SOP:

  • Bajar de peso. Si tienes sobrepeso u obesidad, bajar de peso mediante una alimentación saludable, consumiendo la cantidad correcta de calorías y realizando actividad física en forma habitual, puede ayudar a regularizar tu ciclo menstrual y optimizar tu fertilidad.
  • Medicamentos. Luego de descartar otras causas que causen infertilidad en ti o en tu pareja, el médico puede prescribir medicamentos para contribuir con la ovulación, como clomifeno (Clomid).
  • Fertilización in vitro (FIV). La FIV puede ser una opción en caso de que los medicamentos no funcionen. En una FIV, se fecunda tu óvulo con el esperma de tu pareja en un laboratorio y luego se lo implanta en tu útero para que se desarrolle. En comparación con el tratamiento solo con medicamentos, la FIV ofrece mejores resultados y un mayor control de los posibles embarazos múltiples, ya que le permite al médico implantar un solo óvulo fertilizado en el útero.
  • Cirugía. La intervención quirúrgica también es una opción y generalmente se recomienda solo si las otras opciones no generan resultados. La capa exterior de los ovarios (llamada corteza) se vuelve más gruesa en el caso de las mujeres con SOP y se cree que esto puede estar relacionado con la anulación de la ovulación espontánea. La incisión ovárica es una cirugía en la cual el médico realiza varias "perforaciones" en la superficie del ovario mediante láser o con una aguja muy fina la cual se calienta con electricidad. La cirugía normalmente restablece la ovulación, pero solo por entre seis y ocho meses.

Obtén más información sobre el tratamiento de la infertilidad en pacientes con SOP.

¿De qué modo el SOP afecta el embarazo?

El SOP puede causar problemas durante el embarazo, tanto en la madre como en el bebé. Las mujeres son SOP son más propensas a:6

Además, el bebé es más propenso a ser más pesado de lo normal (macrosomia) y de pasar más tiempo en la unidad de cuidados intensivos para neonatos (UCIN).

¿Cómo puedo prevenir los problemas que causa el SOP durante el embarazo?

Puedes reducir el riesgo de problemas durante el embarazo de la siguiente manera:

  • Teniendo un peso saludable antes de quedar embarazada. Utiliza esta herramienta interactiva para controlar que tu peso sea saludable antes del embarazo y para saber cuánto debes aumentar durante el embarazo.
  • Alcanzando niveles de azúcar en sangre saludables antes de quedar embarazada. Puedes lograrlo a través de una combinación de hábitos de alimentación saludable, actividad física periódica, pérdida de peso y medicamentos tales como la metformina.
  • Tomando ácido fólico. Habla con tu médico con respecto a cuánto ácido fólico necesitas.

¿Cuáles son las últimas investigaciones sobre el SOP?

Los investigadores continúan buscando nuevas maneras de tratar el SOP. Algunos estudios de la actualidad tratan particularmente sobre:

  • Genética y SOP
  • Exposición al entorno y riesgo de SOP
  • Diferencias étnicas y raciales en cuanto a los síntomas de SOP
  • Medicamentos y suplementos para reactivar la ovulación
  • La obesidad y su relación con el SOP
  • Riesgos en la salud de los niños de mujeres con SOP

Para conocer más sobre los tratamientos actuales para el SOP, visita ClinicalTrials.gov.

¿Pudimos responder tus preguntas sobre el SOP?

Para obtener más información sobre el SOP, llama a línea de ayuda de OWH al 800-994-9662 o comunícate con las siguientes organizaciones:

Fuentes

  1. Trivax, B. y Azziz, R. (2007). Diagnosis of polycystic ovary syndromeClinical Obstetrics and Gynecology;50(1): 168–177.
  2. Bremer, A.A. (2010). Polycystic Ovary Syndrome in the Pediatric PopulationMetabolic Syndrome and Related Disorders; 8(5): 375–394.
  3. American College of Obstetricians and Gynecologists. (2015). Polycystic Ovary Syndrome.
  4. Lorenz, L.B. y Wild, R.A. (2007). Polycystic ovarian syndrome: an evidence-based approach to evaluation and management of diabetes and cardiovascular risks for today's clinicianClinical Obstetrics and Gynecology; 50: 226–243.
  5. Goodman, N.F., Cobin, R.H., Futterweit, W., Glueck, J.S., Legro, R.S., Carmina, E. (2015). American Association of Clinical Endocrinologists, American College of Endocrinology, and Androgen Excess and PCOS Society disease state clinical review: guide to the best practices in the evaluation and treatment of polycystic ovary syndrome - part 1Endocr Pract; (11):1291–300.
  6. Boomsma, C.M., Fauser, B.C. y Macklon, N.S. (2008). Pregnancy complications in women with polycystic ovary syndromeSeminars in Reproductive Medicine 26, 72–84.