Ayuda a terminar con la violencia contra la mujer

Todas las mujeres tienen derecho a vivir su vida de manera segura y sin violencia. Una vida sin violencia es esencial para la salud de una mujer. Puedes tomar medidas para proteger a las mujeres y ayudar a promover una cultura que no permita o acepte la violencia contra la mujer.

Expandir todo
|
Cerrar todo

¿Cuáles son los desafíos para terminar la violencia contra la mujer?

Terminar la violencia contra las mujeres y niñas es una iniciativa que involucra a todos en nuestra sociedad. La violencia es una violación del derecho humano básico de tener seguridad. La violencia contra la mujer ha estado ocurriendo por un largo tiempo, pero podemos trabajar juntos para prevenirlo en el futuro.

La violencia contra la mujer se puede prevenir al fortalecer el acceso de las mujeres a los derechos humanos básicos y los recursos. Las investigaciones demuestran que las comunidades con más acceso a la educación, empleos, viviendas, atención de salud, atención económica para niños y ancianos y equidad para mujeres y hombres tienen menores índices de violencia contra la mujer.1

¿Cuáles son los desafíos para terminar la violencia sexual contra la mujer?

Además de los desafíos para terminar todos los tipos de violencia contra la mujer, terminar la violencia sexual contra la mujer requiere de más igualdad de género en toda la sociedad. Nuestra sexualidad forma parte del ser humano. El sexo y el género influyen en muchas partes de la vida de una persona. La violencia sexual contra la mujer puede ocurrir cuando el valor de una mujer en la sociedad se ve únicamente a través de su sexualidad. Cuando las mujeres no son vistas de igual manera que los hombres, es más probable que resulten siendo víctimas por su sexualidad.

Las mujeres que han sido víctimas de abuso sexual suelen ser culpadas por el abuso. Culpar a una mujer porque otra persona decidió abusar de ella es totalmente equivocado. Muchas mujeres que manifiestan haber sido víctimas de abuso sexual reciben preguntas sobre qué usaban, si estaban bebiendo o consumiendo drogas o dónde estaban durante el abuso. Estas preguntas implican que el abuso sexual fue culpa de la víctima. El abuso sexual siempre es responsabilidad de la persona que lo comete. La víctima nunca tiene la culpa.

Para terminar la violencia contra la mujer, debemos aceptar como sociedad que el contacto sexual entre personas no puede ocurrir a menos que haya un consentimiento explícito.

¿Cómo puedo ayudar a terminar la violencia contra la mujer?

La violencia contra la mujer hiere a toda la comunidad. Conoce maneras en las que puedes trabajar para ayudar a terminar con la violencia contra la mujer en tu comunidad.

Te presentamos algunas sugerencias:

  • Llama a la policía si ves o escuchas una evidencia de violencia doméstica.
  • Obtén información sobre la intervención de testigos. Puedes ayudar a evitar que ocurra el abuso sexual.
  • Apoya a una amiga o familiar que podría ser parte de una relación abusiva.
  • Trabaja como voluntaria en un refugio local para la violencia doméstica u otra organización que ayuda a los sobrevivientes o trabaja para prevenir la violencia.
  • Enseña a tus hijos cuando son pequeños que ellos son los que deciden quién puede tocarlos y dónde. Considera enseñarles los nombres de las partes del cuerpo a una edad temprana para que puedan hablar de manera clara sobre ellas. Enseña a tus hijos que ellos deciden si quieren abrazar o besar a otros, incluso a su familia.
  • Educa a tus hijos para que respeten a los otros. Enséñales a tus hijos a tratar a otros como les gustaría que los traten a ellos. Conversa con tus hijos sobre las relaciones saludables y la importancia de tratar a su pareja y a otros con respeto. Enséñales que el consentimiento de la pareja es un "sí" claro para la actividad sexual.
  • Predica con el ejemplo. Trabaja para crear una cultura que rechace la violencia como forma de enfrentar los problemas. Oponte a los mensajes que dicen que la violencia o el maltrato hacia las mujeres está BIEN. No seas violencia o abusiva contigo misma.
  • Conviértete en activista. Participa de un evento en contra de la violencia como una marcha local de Take Back the Night. Apoya a los servicios contra la violencia doméstica y los programas de prevención contra la violencia al ofrecerles tu tiempo.
  • Trabaja como voluntaria en programas para jóvenes. Sé mentora. Forma parte de programas que enseñan a los jóvenes a resolver problemas sin utilizar la violencia. Participa de programas que informan a los adolescentes sobre qué son las relaciones saludables y qué son la masculinidad y feminidad saludables.
  • Solicita información sobre políticas y programas en contra de la violencia en el trabajo y la escuela. En el trabajo, solicita información sobre políticas que traten, por ejemplo, el acoso sexual. En el campus, pregunta sobre los servicios que escoltan a los estudiantes hasta los dormitorios de manera segura durante la noche, las cabinas telefónicas de emergencia en el campus, la seguridad del campus y otras medidas de seguridad. Pregunta sobre los programas de capacitación para la intervención de testigos que puedan desarrollarse en el campus o en el trabajo.

Obtén más información sobre los programas nacionales para terminar con la violencia sexual en las comunidades.

¿Pudimos responder tus preguntas sobre ayudar a terminar la violencia contra la mujer?

Para obtener más información acerca de terminar la violencia contra la mujer, llama a la línea de ayuda de OWH al 1-800-994-9662 o consulta los siguientes recursos de otras organizaciones:

  • Prevención de la violencia (versión en inglés) - Información de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.
  • Tu rol en la prevención del abuso sexual (versión en inglés) - Información sobre la intervención de un testigo de la Red Nacional contra la Violación, el Abuso y el Incesto (RAINN, por sus siglas en inglés).