Las comunidades pueden ayudar a prevenir la violencia de pareja y sexual

La Fuerza de Tareas de Servicios Preventivos para la Comunidad (CPSTF, por sus siglas en inglés) lanzó recientemente una recomendación para intervenciones que buscan prevenir o reducir la violencia de pareja y la violencia sexual entre los jóvenes. Esta recomendación se basa en un análisis sistemático de 28 estudios. Los resultados demostraron que las intervenciones reducían la violencia de pareja y sexual entre los jóvenes. Los resultados también demostraron una mayor acción de los testigos dentro de los primeros seis meses de haber realizado la intervención, lo que significa que los testigos intervinieron cuando notaron una situación riesgosa o actitudes agresivas desafiantes hacia las mujeres, como bromas ofensivas o lenguaje cosificador.

Pareja de adolescentes sosteniéndose las manos en un banco de un parqueLos estudios que analizó la CPSTF estaban orientados a personas jóvenes de 12 a 24 años. Las intervenciones combinaron información educativa sobre la violencia sexual y de pareja con una o más estrategias diseñadas para:

  • Enseñar a los jóvenes habilidades de relaciones saludables, como la comunicación, la resolución de conflictos y el manejo del estrés.
  • Promover normas sociales que protejan contra la violencia, como al desafiar las actitudes o creencias negativas que apoyan la violencia y promover el empoderamiento de los testigos al enseñarles cómo intervenir en situaciones que involucren una posible violencia sexual o de pareja.
  • Crear entornos protectores, por ejemplo, mejorar el entorno escolar y la seguridad

Las intervenciones se pueden implementar en las escuelas (que incluye primaria, secundaria y universidad), en los hogares, en las comunidades o en una combinación de entornos. Además, pueden estar orientadas a los grupos de mayor riesgo de violencia o a la población joven en general.

Si te interesa implementar estrategias y enfoques para reducir la violencia entre los adolescentes de tu comunidad, utiliza estos recursos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, que destacan las estrategias especificadas en la recomendación de la CPSTF. Están diseñadas para ayudar a los estados y comunidades a utilizar la mejor evidencia disponible para prevenir la violencia, y hay recursos específicos centrados en la violencia sexual y la violencia de pareja, entre otros temas.

Esperamos que consideres utilizar estas estrategias en tu comunidad. Como sociedad, debemos implementar estrategias de prevención que no solo reduzcan la violencia, sino también que la detengan antes de que comience. Esto es fundamental para terminar el ciclo de violencia en nuestras comunidades. Para crear un impacto, debemos aprovechar la mejor evidencia disponible y centrarnos en las estrategias que probablemente prevengan o reduzcan la violencia sexual y de pareja.

Puedes conocer más sobre la recomendación de la CPSTF y estrategias diseñadas para prevenir la violencia entre los jóvenes al asistir al seminario web gratuito Intervenciones que funcionan que se realizará el 24 de octubre de 2018, desde las 1:30 hasta las 3 p.m., Hora del Este. El seminario web es una oportunidad excelente para oir cómo las comunidades han reducido efectivamente la violencia y conocer recursos para comenzar en tu comunidad. ¡Inscríbete hoy en el seminario web!