El lupus y las mujeres

El lupus es una enfermedad crónica autoinmune que afecta más a las mujeres que a los hombres. Si tienes lupus, corres mayor riesgo de padecer otros problemas de salud que son comunes en mujeres, tales como una cardiopatía y osteoporosis.

Expandir todo
|
Cerrar todo

¿Qué es el lupus?

El lupus es una enfermedad crónica (de por vida) autoinmune que puede dañar a cualquier parte del cuerpo. Con las enfermedades autoinmunes, el sistema inmune (defensa) del cuerpo no puede diferenciar los virus, las bacterias y otros gérmenes de las células sanas, tejidos y órganos del cuerpo. Por esta razón, el sistema inmune ataca y destruye estas células sanas, tejidos u órganos.

¿Cuáles son los diferentes tipos de lupus?

Existen diferentes tipos de lupus:

¿Qué es el lupus eritematoso sistémico (LES)?

El LES es el tipo de lupus más común. El LES puede ser leve o grave, y puede afectar a distintas partes del cuerpo. Los síntomas comunes incluyen fatiga, pérdida de cabello, sensibilidad al sol, dolor e inflamación en las articulaciones, fiebre sin precedentes, sarpullidos en la piel y problemas de riñones.

No existe una prueba para el LES. Por lo general, tu médico preguntará sobre tus antecedentes familiares e historial médico familiar, y sobre tus síntomas. Además, tu médico realizará algunas pruebas de laboratorio.

¿Qué es el lupus eritematoso cutáneo (LEC)?

Este tipo de lupus es una enfermedad de la piel que puede afectar a las personas con o sin LES. "Cutáneo" significa "piel". Los síntomas pueden incluir sarpullidos, pérdida del cabello, hinchazón de los vasos sanguíneos, úlceras y sensibilidad al sol. Para descubrir si tienes lupus cutáneo y qué tipo es, tu médico extraerá una pequeña parte del sarpullido o úlcera y la examinará con un microscopio.

Existen dos tipos principales de lupus cutáneo:

  • Lupus eritematoso discoide (LED). El sarpullido discoide por lo general comienza como un sarpullido elevado color rojo que se vuelve escamoso o cambia de color a un marrón oscuro. Estos sarpullidos aparecen generalmente en el rostro y el cuero cabelludo, pero pueden afectar a otras áreas. Muchas personas con LED tienen cicatrices. A veces, el LED provoca llagas en la boca o nariz. Si tienes LED, hay una pequeña probabilidad de que luego padezcas LES.
  • El lupus eritematoso cutáneo subagudo provoca lesiones en la piel que aparecen en las partes del cuerpo expuestas al sol. Estas lesiones no causan cicatrices.

¿Qué es el lupus inducido por fármacos?

El lupus inducido por fármacos está causado por ciertos medicamentos. Los síntomas del lupus inducido por fármacos son similares a los del LES, como el dolor articular, el dolor muscular y la fiebre. Pero, por lo general, los síntomas no son tan graves. Además, el lupus inducido por fármacos raramente afecta a los órganos principales. A menudo, la enfermedad desaparece cuando se detiene el consumo del medicamento.

Los medicamentos que más comúnmente causan el lupus inducido por fármacos se utilizan para tratar otros problemas de salud crónicos. Estos incluyen convulsiones, hipertensión o artritis reumatoide. Pero no todas las personas que toman estos medicamentos padecerán lupus inducido por fármacos.
 

¿Qué es el lupus neonatal?

El lupus neonatal es una condición rara en los bebés, provocada por ciertos anticuerpos de la madre. Estos anticuerpos se pueden encontrar en las madres que tienen lupus. Sin embargo, si tienes lupus, esto no significa que se lo pasarás a tu bebé. La mayoría de los bebés de madres con lupus son saludables.

También es posible que un bebé tenga lupus neonatal aunque su madre no tenga lupus actualmente. Sin embargo, si un bebé nace con lupus, por lo general la madre desarrollará lupus más adelante.

En el nacimiento, un bebé con lupus neonatal puede tener sarpullido cutáneo, problemas de hígado o bajos niveles de glóbulos rojos. Estos síntomas sueles desaparecer después de varios meses y no tienen efectos duraderos. Los bebés con lupus neonatal también pueden tener un defecto cardíaco raro, pero grave.

¿Quién puede desarrollar lupus?

Todas las personas pueden tener lupus. Es difícil saber cuántas personas en los Estados Unidos tienen lupus, dado que los síntomas difieren en cada persona. Se estima que 1.5 millones de estadounidenses tienen lupus.1 Otros cálculos varían de 161,000 a 322,000 estadounidenses con lupus eritematoso sistémico (LES).2

Aproximadamente 9 de cada 10 diagnósticos de lupus son en mujeres de 15 a 44 años.3

¿Cómo afecta el lupus a las mujeres?

El lupus es más común en mujeres de 15 a 44 años, o durante la edad fértil. Tener lupus aumenta el riesgo de padecer otros problemas de salud. El lupus puede hacer que estos problemas aparezcan antes en la vida, en comparación con las mujeres que no tienen lupus.

Estos problemas de salud incluyen:

  • Cardiopatía. El lupus aumenta el riesgo de padecer el tipo más común de cardiopatía, denominada coronariopatía (CAD, por sus siglas en inglés). Esto se debe particularmente a que las personas con lupus tienen más factores de riesgo de CAD, que incluyen hipertensión, colesterol alto y diabetes tipo 2. El lupus provoca inflamación (hinchazón), que también aumenta el riesgo de CAD. Las mujeres con lupus pueden ser menos activas debido a la fatiga, los problemas articulares y el dolor muscular, y esto también las pone en riesgo de padecer una cardiopatía. En un estudio, las mujeres con lupus fueron 50 veces más propensas a tener dolor de pecho o un ataque cardíaco que otras mujeres de la misma edad.4
  • Osteoporosis. Los medicamentos que tratan el lupus pueden causar pérdida de densidad ósea. La pérdida de densidad ósea puede generar osteoporosis, una condición que causa huesos débiles o rotos. Además, el dolor y la fatiga pueden hacer que las mujeres con lupus no realicen actividad física. Mantenerte activa puede ayudar a prevenir la pérdida de densidad ósea.
  • Enfermedad renal. Más de la mitad de las personas con lupus tienen problemas renales, denominados nefritis lúpica.5 Los problemas renales por lo general comienzan dentro de los primeros cinco años luego de la aparición de los síntomas del lupus. Esta es una de las complicaciones más graves del lupus. Además, la inflamación de los riñones por lo general no es dolorosa, así que no sabes cuándo ocurre. Es por ello que es importante que las personas con lupus se realicen análisis de sangre y orina regulares para la enfermedad renal. El tratamiento para la nefritis lúpica funciona mejor si se la detecta a tiempo.

¿Cómo afecta el lupus a las mujeres de color?

Las mujeres afroamericanas son tres veces más propensas a padecer lupus que las mujeres blancas.6  Además, el lupus es más común en mujeres hispanas, asiáticas, nativas estadounidenses y nativas de Alaska.7

Por lo general, las mujeres afroamericanas e hispanas desarrollan lupus a una edad más joven y tienen síntomas más graves, como problemas renales, que las mujeres de otros grupos. Las afroamericanas con lupus también tienen más problemas con convulsiones, accidentes cerebrovasculares e inflamación peligrosa del corazón. Las mujeres hispanas con lupus también tienen más problemas cardíacos que las mujeres de otros grupos. Los investigadores piensan que la genética juega un papel importante en la manera que el lupus afecta a las mujeres de minorías.

 

¿Cuáles son las causas del lupus?

Los investigadores siguen estudiando las posibles causas del lupus. Sabemos que el lupus no es una enfermedad contagiosa. La genética desempeña un papel importante, pero no es la única razón para que una persona padezca lupus. Incluso alguien con uno o más de los genes asociados al lupus tiene solo una pequeña posibilidad de contraer la enfermedad. Los investigadores están estudiando las posibles causas, tales como:

  • El medio ambiente. La luz solar, estrés, tabaquismo, ciertos medicamentos y virus pueden manifestar los síntomas en las personas que son más propensas a contraer lupus debido a sus genes.
  • Hormonas, como el estrógeno. El lupus es más común en las mujeres durante su edad fértil, cuando los niveles de estrógeno son más elevados.
  • Problemas con el sistema inmune

¿Pudimos responder tus preguntas sobre el lupus?

Para obtener más información sobre el lupus, llama a la línea de ayuda de OWH al 800-994-9662 o consulta los siguientes recursos de otras organizaciones:

Fuentes

  1. Lawrence, R.C., Felson, D.T., Helmick, C.G., Arnold, L.M., Choi, H., Deyo, R.A., et al, para el National Arthritis Data Workgroup. (2008). Estimaciones de la prevalencia de artritis y otras afecciones reumáticas en los Estados Unidos: Parte II (versión en inglés). Arthritis Rheum; 58(1):26–35.
  2. Helmick, C.G., Felson, D.T., Lawrence, R.C., Gabriel, S., Hirsch, R., Kwoh, C.K., et al, para el National Arthritis Data Workgroup. (2008). Estimaciones de la prevalencia de artritis y otras afecciones reumáticas en los Estados Unidos: Parte I (versión en inglés). Arthritis Rheum; 58(1):15–25.
  3. Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades. (2015). Lupus eritematoso sistémico (LES o lupus) (versión en inglés).
  4. Manzi, S, et al. (1997). Tasas de incidencia específicas de la edad de MI y anginas en mujeres con LES: comparasión con el Estudio de Framingham (versión en inglés). Am J Epidemiol; 145: 408-15.
  5. Lee, Y.H., Woo, J.H., Choi, S.J., Ji, J.D., Song, G.G. (2010). Terapia de inducción y mantenimiento para la nefritis lúpica: revisión sistemática y metaanálisis (versión en inglés). Lupus; 19:703–710.
  6. Fernandez, M., Calvo-Alen, J., Alarcon, G.S., et al. (2005). Lupus eritematoso sistémico en un cohorte multiétnico de EE. UU. (LUMINA): XXI (versión en inglés). Actividad de la enfermedad, incremento de daños y eventos vasculares en mujeres pre y posmenopáusicas (versión en inglés). Arthritis Rheum;52:1655–1664. 
  7. Dall'Era M. Capítulo 21. Lupus eritematoso sistémico (versión en inglés). En: Imboden JB, Hellman DB, Stone JH. (editores). Diagnóstico y tratamiento actual de la reumatología. 3ra edición. Nueva York, NY:McGraw-Hill; 2013.